Archive for 5 octubre 2006

h1

Trabajos de clase

5 octubre, 2006

Estudio

No sé si me estoy haciendo viejo o si me aburro, el caso es que el otro día me dio por recordar aquella época de niño, cuando mi mayor preocupación es que rulasen los juegos del Spectrum tras media hora de carga.

Pero centraré este post en algo que odiaba de aquella dorada época LOS TRABAJOS PARA VACACIONES, esos maravillosos encargos con los que tu profesor trataba de joderte el merecido descanso. Pongamos un ejemplo: último día de clase antes de vacaciones de Navidad, en clase me concentraba en un peliagudo y dificilísimo problema, ¿qué pedir a los Reyes el barco pirata o el fuerte de los clics?, así pasaban las horas dándome a mí mismo argumentos a favor y en contra de ambas posibilidades, cuando el profesor pronuncia la frase fatídica “Para después de vacaciones…”, esta frase era como un oráculo de desgracia y desolación ya que iba siempre acompañada de un encarguito como leer un bodrio de libro, escribir una redacción, estudiar algo o preparar un trabajito sobre algún insulso tema.

Continuación…

Anuncios
h1

Libertad de Expresión

4 octubre, 2006

Mahoma

Mira que no quería tocar el temita de la polémica conferencia del Papa que ha desatado las iras de los progresistas y demócratas líderes del mundo de la morería, pero es que si uno no habla, más bien escribe, revienta. Y más después de ver que los gilipollas de siempre en lugar de apoyar al Papa que no dijo ninguna barbaridad, ni ninguna mentira, se dedican a reírse de Su Santidad y hacer coñas con el discursito en cuestión. Coñas que no se atreven a hacer con los moros por si los terroristas suicidas.

El problema principal de esta polémica no es la cita que hizo Benedicto XVI, el problema es que parece que la democracia y la libertad de expresión pueden ser limitadas y cercenadas por el fanatismo musulmán y los occidentales tenemos que andar con pies de plomo no vaya a ser que ofendamos a los pobres moritos con nuestras palabras.

Antes de seguir escribiendo quiero dejar claro que apoyo totalmente a Benedicto XVI en este tema y comprendo que no haya pedido perdón por sus palabras, porque por mucho que los medios afines al régimen digan que el Papa ha pedido perdón lo que realmente ha hecho es lamentarse porque sus palabras hayan sido mal interpretadas.

Por qué tendría que pedir perdón el Papa por citar un autor medieval, cuando los imanes y líderes religiosos islamistas no piden perdón por llamar a la guerra santa, por pedir eliminar a los adoradores de la cruz, animar a pegar y mutilar a las mujeres, y un largo etcétera de lindezas que pregonan con total libertad desde las mezquitas de la misma Europa. Esa Europa que cierra los ojos y transige ante una verdadera invasión musulmana, ante la pérdida de los valores y las tradiciones que la convirtieron en el motor de la civilización y que caen ahora ante los retrógrados y violentos valores que preconiza el islam y que no tienen otro fin que acabar con nuestra civilización para convertir el mundo en una teocracia islamista. Porque no se si sabemos que la civilización y el mundo en que vivimos tiene sus bases en la tradición judeocristiana y el Derecho Romano, bases que desagradan en sobremanera a los del turbante.

Tal vez suena exagerado el decir que los musulmanes tratan de hundir la civilización Occidental, pero es real es algo que se vive diariamente y que si no ponemos freno acabará con nosotros, y como muestra podemos ver la peligrosa proliferación de grupos fundamentalistas islámicos en Europa, la imposición de la ley del Corán en muchos países, el que en pleno siglo XXI y en Francia a las mujeres se les haga la ablación esa, y sobretodo y ante todo la cobardía de gobiernos, políticos, medios de comunicación, “intelectuales”…. ante el islam, callando y sometiéndose a los deseos de estos salvajes por miedo, censurando el arte para no ofender a los moros, joder si hasta querían cambiar el escudo de Aragón porque salen las cabezas cortadas de cuatro reyes moros, no me jodas si las cabezas en cuestión son del siglo XII u XI. Por Dios, si el anormal del Echanove y su trouppe protestan porque en Granada se celebra la reconquista de la Ciudad por los Cristianos.

Lo jodido del asunto es que puede salir un HIJO DE PUTA en la tele cocinando un Cristo y no puedes ofenderte, pero no se puede hacer ni una coña con Mahoma, lo triste del asunto es que nos van a comer con patatas y además les vamos a aplaudir, lo más gordo es que valores y logros que han costado siglos se van a ir a la mierda por nuestra desidia y mojigatería, porque protestar y mucho más actuar contra esta invasión es de fascistas. Pues prefiero ser un “fascista” librepensante que un gilipollas progre besa moros, SANTIAGO Y CIERRA ESPAÑA, con dos cojones.

Un saludo, y recordad CADA DÍA QUE AMANECE EL NÚMERO DE TONTOS CRECE

h1

Defensa de los animales

3 octubre, 2006

GardfieldGardfield es el mejor ejemplo de cómo un animal vive mejor que una persona; y lo que es más, de cómo el hombre se desvive sin medida para que los animales tengan más derechos y mejor vida que los hombres.

Ya comentamos en su día la genial idea de un socialista de dar derechos humanos a los chimpancés (qué chispas se gastan algunos).

Pero es que no me canso de ver en la tele manifestaciones en pro de los derechos de los animales. La última en las fiestas de Lekeitio, donde tenían a bien colgar de una soga en el muelle a un ganso para ver qué jovenzuelo le arrancaba el cuello y se lo llevaba como premio.

Podemos pensar que es una barbaridad hacer sufrir así a un animal inocente en los tiempos que corren. Y por eso, y para no tener problemas, se decidió que mejor sería matar primero al pato y después colgarlo de la soga para ver “qué jovenzuelo le arrancaba el cuello y se lo llevaba como premio”.

Pues, aun así hay un grupo de personas que prefieren montar una manifa para denunciar este crimen atroz contra un pato/ganso/ánade/ave o como quiera llamarse, que en lugar a acabar como paté tras haberle cortado reglamentariamente la cabeza con un machete ha sido desnucado previamente y después colgado de la soga para ver “qué jovenzuelo le arrancaba el cuello y se lo llevaba como premio”.

Sólo digo una cosa: Retrocedamos a la postguerra. Un grupo de aldeanos que día a día trabajan duro para lograrse el jornal de la cartilla de racionamiento esperan con ansia las fiestas del pueblo para que el alcalde ponga un ganso en una soga y “qué jovenzuelo le arrancaba el cuello y se lo llevaba como premio” y así comer algo más y mejor por un día. Cuando de repente una manada de gente embravecida pone el grito en el cielo porque se ha maltratado al animal.

Ya lo he dicho anteriormente: Es triste, pero el problema de la gente es que no pasa hambre; que si la pasara, se le quitarían todas las tonterías.

h1

Debate sobre el estado de la nación

2 octubre, 2006

GordoEs muy triste lo que voy a decir a continuación, pero creo que uno de los grandes males de este país y de el resto del mundo, es que ya no se pasa hambre.

La bonanza económica, la comodidad y la ley del mínimo esfuerzo a convertido a nuestra sociedad en una piara de cerdos maleducados, a los que les importa absolutamente todo una mierda y que calma, en el mejor de los casos, su conciencia con estúpida autocomplacencia.

Me repugna ver a las juventudes de hoy día. Señoritingos que han nacido con una Play Station bajo el brazo y un BMW descapotable bajo el otro. Subnormales apijados que creen que el deber de sus padres es satisfacer sus caprichos más estúpidos.

Y me asquea ver a los padres dándoles todos sus estúpidos vicios sin inculcarles el valor del dinero, ni mostrarles el sudor que han derramado para que puedan disfrutar de todo lo que tienen. Enseñarles que lo que tienen es un privilegio.

Yo no he sufrido en mi vida. He tenido y tengo todo lo que he necesitado y mucho más. Pero he vivido en una casa sin apenas muebles, he llevado camisetas de publicidad y chancletas del mercadillo, mi primera americana la heredé de mi vecino y no se me caían los anillos, mi hermano y yo llevábamos ropa que nos hacía nuestra madre, compartíamos los libros del colegio… y con los años hemos visto la cantidad de sacrificios, que sin matarse ni privarse de grandes necesidades han tenido que realizar nuestros padres.

Ahora en la época de la abundancia, los jóvenes miran con horror y se echan las manos a la cabeza ante la posibilidad de poder volver a una época en la que teníamos menos, pero no éramos menos felices.

La gente cada vez es más idiota.

El abuelo millonario de unos colegas les dijo a sus nietos: “Mirad, sabéis que tenemos mucho dinero. Pero el día que yo me muera no sabréis lo que quedará, porque el dinero viene y se va. Así que lo único que verdaderamente heredaréis de vuestro abuelo es vuestra educación. Tenedlo bien claro. Y si os queda algo de pasta, mejor que mejor”.